¡La Oferta del Mes! DESCUBRELA AQUÍ

Puntos a tener en cuenta al comprar una Caja China

Puntos a tener en cuenta al comprar una caja china

Dentro de las bondades que tiene este maravilla de origen cubano llamado Caja China está su capacidad de gratinar todo tipo de alimentos, en especial una gran variedad de carnes de res, cerdo, pato, etc. La Caja China puede usarse para muchas recetas, donde en la mayoría se destaca el estado en el que queda la carne, la que al final queda muy crocante de piel y suave en lo que es la parte interior.

  1. ¿Qué debes tener en cuenta antes de comprar una Caja China?

Las paredes internas, externas y rejillas de una Caja China deberá de ser de  preferencia fabricada en acero inoxidable ya sea en AISI 201 o en AISI 304 , para asi evitar lidiar posteriormente con el óxido o algún material perjudicial para su salud. La duración del producto será 3 o 4 veces mayor a una Caja China hecha totalmente en acero galvanizado.

Por el sabor de tus alimentos ni te preocupes, el acero inoxidable conservara el sabor original del producto que decida cocinar. Asimismo el material en mención facilitará tu limpieza, incluso es más ideal si es que la Caja China cuenta con sistema de drenaje y con llave de paso.

Recomendamos tambien que tu producto cuente con aislante de fibra de vidrio de extremo a extremo. Y que la tapa de la carbonera deba de tener un espesor mínimo de 2 mm hasta máximo 5 mm. Deberá de contar con asas para movilizarla en caso se requiera y así evitar quemarse por la trasmisión del calor.

 

  1. Materiales de la Caja China

Madera:

Si adquiere un Caja China forrada en madera esta deberá de ser buena calidad, de preferencia Pino tratado y con un acabado de por lo menos 5 capas de laca selladora. Deberá de contar con fibra de vidrio entre la bandeja interna y la madera para así evitar que se queme y se cocine bien las carnes. Actualmente algunas marcas utilizan el tripley fenólico de 12 mm tratada con 2 o 3 capas selladoras de laca natural y retardante de fuego para abaratar el costo del forrado.

Acero inoxidable:

AISI 201: Es un acero inoxidable que contiene cromo, niquel y con un alto grado de manganeso. Con resistencia a la corrosión pero no tanto si lo comparamos con el 304. Su costo es menor y su resistencia a la fatiga es menor. El material ofrece menor brillo. Se puede encontrar en láminas y banda (tira). Es resistente a una amplia variedad de entornos con corrosión leve a moderada como por ejemplo en casas alejadas del mar o sitios húmedos.

AISI 304: El costo es mayor debido a la adición de niquel que conduce a una mayor resistencia a la corrosión, su vida útil es eterna. Es más resistente a la fatiga. Su color es más brillante.

ACERO LAF: acero laminado al frio. Es un proceso similar al de pasar un rodillo por encima de una masa de pizza y su objetivo es potenciar a baja temperatura las propiedades mecánicas (resistencia a la tracción, limite elástico, alargamiento del material. El laminado al frio aumenta la resistencia y dureza del acero y disminuye su capacidad de deformarse. Su apariencia es una superficie lisa. No es muy moldeable y se limita a algunas formas limitadas como plana, cuadrada y redonda.

Acero Galvanizado: El acero es una aleación de hierro y carbono, tras pasar por un proceso de galvanización se convierte en un acero cubierto por varias capas de Zinc. Este tipo de acero no es recomendable ya que cuando se oxida es tóxico. Su tiempo de vida es corto. Las Bandejas nunca se deben limpiar con agentes químicos que contengan cloro. Se enjuagará con bastante agua y secar con trapo microfibra hasta eliminar toda la humedad.

Este tipo de acero galvanizado exije que debas curar tu Caja China, primero encendiendo el carbón en la bandeja y dejarlo por un lapso de 15 a 20 minutos. Pasado dicho tiempo frotar con cualquier tipo de grasa animal tanto en el interior, bordes y accesorios.

Realizar mantenimiento de preferencia cada 6 meses o máximo una vez al año. Asimismo se debe de evitar sobrepasar la capacidad de la Caja China ya que pueden generarse filtraciones.

 

  1. ¿Cómo usar una Caja China?
a) Si es Galvanizada debes curar la Caja China
  • Antes de usarla hay que curarla, es decir hacer un proceso de desinfección. Para eso hay que echar agua en su interior y poner brasas en su bandeja durante 20 min. Esto eliminará cualquier impureza que tenga del acero.
  • No es necesario que las brasas estén blancas, ya que es el calor y el vapor lo que esteriliza el interior.
b) Proceder a encender las brasas
  • Este paso es previo a poner la comida ya que necesitamos cocinar con un calor controlado, y el carbón recién agregado se calientan demasiado.
  • Cuando las brasas son blancas, las esparcimos de forma homogénea.
c) Agregar los alimentos que desees gratinar
  • Además de la carne, que va sobre la bandeja, se pueden preparar vegetales.
  • Hay expertos que sugieren poner la carne con los huesos hacia arriba para que sea más fácil manipularlos.
  • Debes considerar que por un lado el calor viene desde arriba, pero que la carne está depositada sobre una plancha de metal que se calentará considerablemente. Por esta razón se recomienda poner la piel de la carne (salmón, cerdo) hacia abajo.
d) Comienza la cocción
  • Tapa la preparación y cuida de no exponer al viento la Caja China porque podría avivar el fuego, subir la temperatura y consumir las brasas muy rápido.
  • Aprovecha las brasas expuestas y puedes poner la parrilla si deseas asar algo a la misma vez.

Click aquí para descubrir y comprar nuestras Cajas Chinas:

DEJA UN COMENTARIO

Los comentarios deben ser aprobados antes de aparecer